Se encuentra usted aquí

Información por Comunidad Autónoma

Catalunya

La regionalización de los escenarios climáticos en el horizonte 2050 realizada por el Servicio Meteorológico de Catalunya pone de manifiesto un claro aumento de la temperatura media anual (hasta 1.8ºC), un incremento de las noches tropicales, una reducción de los días de helada, un incremento en la variabilidad interanual de la precipitación y, también, de la longitud máxima de la racha seca (con períodos superiores a 100 días).

La Estrategia Catalana de Adaptación al Cambio Climático 2013-2020 (ESCACC) elaborada por la Oficina Catalana del Cambio Climático y aprobada por el Gobierno de la Generalitat de Catalunya en noviembre de 2012, realiza un diagnóstico de los 32 impactos observados y 31 esperables sobre 11 sistemas naturales y sectores socioeconómicos, a la vez que propone 182 medidas de adaptación.

Es el agua, tanto en la vertiente ambiental como de recurso, el elemento más vulnerable a los impactos; territorialmente, los Pirineos –por el incremento de la temperatura y la reducción de la precipitación- y la zona litoral, especialmente el Delta del Ebro –por el incremento del nivel del mar y la falta de aportaciones de sedimentos y de caudales ecológicos-, son los ámbitos más vulnerables.